18-10-2019 04:16 PM Tiempo de Jerusalén

Rusia dejará una presencia militar significativa en Siria

Rusia dejará una presencia militar significativa en Siria

Mientras Rusia retira la mayor parte de sus fuerzas de Siria hay una serie de indicaciones que este país dejará una fuerza importante en Siria.

Mientras Rusia retira la mayor parte de sus fuerzas de Siria hay una serie de indicaciones que este país dejará una fuerza importante en Siria. Los límites finales de la retirada no han sido definidos, pero Moscú señaló que conservará una presencia militar en el puerto naval de Tartus y en la base de Hamaimin, en las afueras de Latakia. La Flota rusa seguirá, por su parte, en la costa de Siria con su capacidad de misiles intacta. También quedará una presencia de aviones rusos significativa.

El jefe de gabinete del Kremlin, Serguei Ivanov, afirmó el martes que los avanzados misiles S-400, que cubren la totalidad del cielo sirio serán dejados en Siria después de la retirada parcial militar. “Con el fin de asegurar la seguridad, incluyendo la seguridad aérea, es necesaria la presencia del más avanzado sistema de defensa antiaérea”. Con un alcance desde hasta 400 kms, el S-400 cubre la mayor parte del norte y centro del espacio aéreo sirio.

Rusia transfirió también al Ejército sirio una gran cantidad de tanques T-90 y artillería autopropulsada el pasado mes. Estas armas permitirán a las fuerzas armadas sirias y sus aliados continuar de manera efectiva su lucha sin el apoyo ruso.

Por otro lado, Rusia ha elevado los estándares de la aviación siria permitiendo a ésta desempeñar muchas de las misiones que venían realizado los aviones rusos. Tras la firma de un acuerdo militar entre Rusia y Siria el 26 de agosto de 2015, un grupo de ingenieros y técnicos rusos, así como equipos y máquinas de la sociedad Mikoyan fueron enviados por vía aérea a la base de reparación de Mezzeh, situada al sureste de Damasco.

Rusia ha proporcionado a Siria motores nuevos o reparados, kits de modernización y piezas para varios tipos de aviones del Ejército sirio. Siria dispone de 24 MIG 29A/B, que no habían sido modernizados y que fueron llevados a la base de Mezzeh, donde los especialistas rusos procedieron a su modernización.

A finales de 2013, Siria firmó con Rusia un contrato por valor de 1.000 millones de dólares que comprende la compra de 24 nuevos aviones MIG-29SMT o M/M2. Los 9 primeros aviones MIG-29SMT llegarán a Siria en el primer trimestre de 2016 y el resto en 2017.

En 2012, Siria firmó además un contrato para la adquisición de 36 nuevos aviones Yak-130. Éste es un avión escuela avanzado y destinado a formar a los pilotos en el uso de aviones de combate de generación 4++. El avión posee la aviónica del Su-35 y puede llevar misiles inteligentes para ataque al suelo o tres toneladas de bombas y misiles aire-aire. Estos aviones estarán en su totalidad en Siria en la primera mitad de 2016.

En diciembre de 2015, Rusia transfirió a Siria una gran cantidad de misiles y bombas, incluyendo municiones inteligentes. Bajo la supervisión de pilotos instructores rusos, los sirios efectuaron hace varias semanas los primeros bombardeos con armas inteligentes.