18-02-2020 12:51 PM Tiempo de Jerusalén

El jefe tayiko del EI en Iraq fue formado por las fuerzas especiales de EEUU

El jefe tayiko del EI en Iraq fue formado por las fuerzas especiales de EEUU

El antiguo coronel de las Fuerzas Especiales de Tayikistán, Gulmurod Jalimov, se ha convertido en el principal comandante del grupo terrorista EI en Iraq.

El antiguo coronel de las Fuerzas Especiales de Tayikistán, Gulmurod Jalimov, se ha convertido en el principal comandante del grupo terrorista EI en Iraq después de haber desertado del Ejército tayiko el pasado año, señala Sputnik.

Las filas del EI han recibido a un nuevo comandante conocido bien por los responsables del Ejército y los servicios de inteligencia norteamericanos: el antiguo coronel de las fuerzas especiales de Tayikistán Gulmurod Jalimov.

Este francotirador tayiko, que dirigía una unidad paramilitar de las Fuerzas Armadas de Tayikistán, fue formado por consejeros militares norteamericanos y visitó en varias ocasiones EEUU para recibir allí una formación antiterrorista.

Jalimov es un enésimo ejemplo de los vínculos existentes entre EEUU y la organización terrorista EI.

Cabe recordar que la figura no árabe más importante de la jerarquía del EI, Tarjan Batirashvili (Abu Omar al Shishani), muerto en Iraq en Julio de 2016, fue entrenado también por las fuerzas de operaciones especiales norteamericanas en Georgia. Él vivió durante años en la Garganta del Pankisi, un pequeño enclave de chechenos étnicos dentro de Georgia. Desde este enclave, un gran número de chechenos penetraron en la república rusa de Chechenia y otras zonas del Cáucaso durante la Segunda Guerra Chechena (1999-2000) y los años siguientes para combatir a las fuerzas rusas.

Batirashvili combatió contra las tropas rusas durante el conflicto de 2008 entre Georgia y Rusia, provocado por el ataque de la primera contra Osetia del Sur. Durante esta guerra destacó junto con su unidad en el combate contra los rusos y recibió elogios de sus mandos.

Él juró lealtad al EI en 2013 y se convirtió en el jefe militar supremo del EI en el norte del Siria y Alepo. Estuvo en ese tiempo al frente de varios miles de extremistas del Cáucaso que habían acudido a Siria para unirse a la causa extremista. Más tarde, viajó a Iraq donde falleció en un combate.