25-07-2021 12:40 AM Tiempo de Jerusalén

EEUU no apoyará a los militantes que formó frente a posibles ataques rusos

EEUU no apoyará a los militantes que formó frente a posibles ataques rusos

EEUU no garantizará la protección de los militantes sirios que ha entrenado en su programa “entrenar y equipar”, recientemente suspendido, contra los ataques aéreos rusos.

EEUU no garantizará la protección de los militantes sirios que ha entrenado en su programa “entrenar y equipar”, recientemente suspendido, contra los ataques aéreos rusos, pero puede ayudarles a luchar contra el grupo takfiri EI, dijo un portavoz del Pentágono el jueves.

“Hay una guerra allí, así que no podemos proteger a todos de todo el mundo, pero dado que estas fuerzas están luchando contra el EI nosotros estamos allí para ayudarles a destruir el EI”, dijo el coronel Steve Warren, portavoz de la Fuerza Combinada de la Operación “Resolución Inherente”.

Los comentarios de Warren se produjeron un día después de que Rusia comenzara sus ataques aéreos en Siria.

Él señaló que la coalición proporcionaría apoyo aéreo a los militantes cuando lucharan contra el EI. Él vino a decir que si estos rebeldes decidían romper con la misión que EEUU les había encomendado y luchar contra otros grupos armados o el Ejército sirio, entonces ellos estarían esencialmente solos.

Los comentarios de Warren ponen claro también que, aunque la Administración Obama ha advertido a Rusia en contra de realizar ataques contra los grupos militantes distintos al EI, no está dispuesta a ir a la guerra contra Rusia con el fin de protegerlos.

Rusia, por su parte, ha señalado que va a conducir su campaña militar no sólo contra el EI, sino contra una lista de grupos terroristas que actúan en Siria. Algunos de ellos fueron armados por la CIA y han estado apoyados por EEUU.

Recientemente, el presidente ruso, Vladimir Putin, recordó que estos grupos han desertado al EI y el Frente al Nusra y lo que queda de ellos es una fuerza muy limitada. Ellos han sido derrotados por el Ejército sirio y se han visto debilitados por disputas internas y oscurecidos por el ascenso de organizaciones más extremistas, como el EI y el Frente al Nusra. Incluso si EEUU comenzara a enviar ayuda militar a estos grupos, esto no supondría ningún cambio.

En todo caso, estos pequeños grupos no son merecedores de provocar un empeoramiento de las relaciones entre EEUU y Rusia y mucho menos una confrontación militar entre ambos, señalan los analistas estadounidenses.