25-06-2022 05:51 PM Tiempo de Jerusalén

Damasco continuará defendiendo su enfoque político

Damasco continuará defendiendo su enfoque político

Con independencia de los resultados de las elecciones, Damasco continuará adherido a su enfoque político, dijo el primer ministro sirio Wail al Halqi.

Con independencia de los resultados de las elecciones, Damasco continuará adherido a su enfoque político, dijo el primer ministro sirio Wail al Halqi.

“La salvaguardia de las instituciones del Estado constituye una cuestión importante. Sean cuales sean los resultados de las elecciones, Damasco continuará fiel a su enfoque político”, precisó Wael al Halqi, citado por Interfax.

El primer ministro sirio evocó también las prioridades recogidas en este enfoque político, que consiste, según él, en combatir el terrorismo y en atender a las necesidades de las Fuerzas Armadas en coordinación y colaboración con los principales socios y amigos de Siria, especialmente Irán y Rusia.

“La otra prioridad de Damasco consiste en lograr la reconciliación intersiria y atender a las necesidades elementales del pueblo sirio”, siempre según el primer ministro Wael al Halqi.

El primer ministro desveló también otras dos prioridades más: la de reconstruir el Estado sobre la base de las negociaciones intersirias y el salvaguardar la unidad de Siria.

Las declaraciones de Al Halqi se produjeron dos días antes de las elecciones parlamentarias del 13 de abril, que tendrán lugar en el contexto del conflicto actual. Unos 11.000 candidatos se han presentado para cubrir 250 escaños. Los candidatos no sólo incluyen miembros de partidos, principalmente el Partido Baaz, sino también muchos independientes, incluyendo periodistas y hombres de negocios, como el jefe de las Cámaras de Industria de Siria, Fares Shehabi. También cabe destacar la presentación como candidatos de un gran número de parientes de mártires del Ejército sirio.

Los residentes en provincias como Raqqa o Idleb, que se hallan en su mayor parte bajo el control de los terroristas, votarán en cualquier otra parte de Siria. Los militares lo harán en mesas establecidas en sus unidades.

El propósito de las elecciones es el de mantener las instituciones en funcionamiento pese a las condiciones de guerra. La nueva Asamblea será la que tenga que aprobar cualesquiera acuerdos que surjan de las negociaciones de Ginebra y, en su caso, la convocatoria de referéndums populares sobre tales acuerdos. En este sentido, señalan las autoridades, cualquier cambio político en Siria habrá de ser aprobado por la población y respetar el marco constitucional y legal del país.